No importa lo que hagas en la vida, hazlo con todo tu corazón.

El hombre virtuoso descansa en la virtud y el hombre sabio la ambiciona.

El silencio es el único amigo que jamás traiciona.

Si ya sabes lo que tienes que hacer y no lo haces, entonces estás peor que antes.

Estudia el pasado si quieres pronosticar el futuro.

Oír o leer sin reflexionar es una ocupación inútil.

Si no conocemos todavía la vida, ¿cómo va a ser posible conocer la muerte?